£0.000

Entrevista a Ana Puertes

Home / Noticias de gente Universitas / Entrevista a Ana Puertes

ana.jpgAna Puertes
Estudiante de último curso de Medicina y coordinadora del programa de voluntariado Mejorando Juntos.

Ana conoció el programa de Universitas a través de unos compañeros de la Facultad y pensó que sería una buena manera de canalizar sus inquietudes de voluntariado. Desde entonces, su implicación ha sido tal que es la coordinadora de los dos equipos de universitarios que semanalmente acompañan a los enfermos del Hospital La Fe. Inquieta, alegre y organizada, contagia las ganas de querer hacer algo por los demás. En su vocación a la Medicina, gana la Psiquiatría “porque es una especialidad muy retadora y porque escuchar es una cosa que me encanta. Escuchar y sentirse escuchados, son dos elementos muy importantes” y que son la mejor tarjeta de presentación de Ana.


¿Cómo conociste Universitas?

A través de la promoción que hace un par de años hicieron en mi facultad Jaime Alonso y otros compañeros más. Vinieron a mi clase de aquel entonces a promocionar tanto la fundación como Mejorando Juntos. Como desde hacía tiempo tenía en mente lo de ser voluntaria, no me lo pensé dos veces.

¿Por qué decidiste unirte a este proyecto?

Por una parte, porque llevaba tiempo queriendo ser voluntaria pero no sabía muy bien por qué tipo de actividad decidirme y, por otra, porque al estar estudiando Medicina, vi una oportunidad muy buena para entrenarme en la labor de comunicación con los pacientes.

¿Qué es para ti Mejorando Juntos?

Un proyecto que con el tiempo me ha ido ayudando a valorar más lo que tengo, a ser feliz sin que esa felicidad dependa de algo material, y a darme cuenta de lo importante que es en comunicarse, en la vida de las personas. Necesitamos hablar, desahogarnos… aunque a veces no queramos reconocerlo.

¿En qué consiste tu cometido?

En hacer compañía a pacientes que por circunstancias de la vida están solos durante su estancia hospitalaria, darles conversación, prestarles atención, escucharles, hacerles reír… En definitiva, que desconecten de su rutina hospitalaria durante un ratito.

¿Hay algún cambio en los voluntarios desde que empiezan hasta que acaban…? ¿Cuáles?

Eso ya depende de cada persona… A mí, personalmente, me ha ayudado a darme cuenta de que la felicidad y el bienestar que se siente al ayudar a alguien, por mínima que sea esa ayuda, es muchísimo mayor y más sincera que la felicidad y el bienestar que se siente al conseguir algo material.

¿Qué les dices a los universitarios para que se unan a Mejorando juntos, cuando los invitas por primera vez?

Que merece la pena la experiencia y trato de hacerles ver que es muy poco tiempo que dedicamos a las visitas, en comparación con lo que les aportamos a los pacientes y que aunque pueda dar pereza ir al hospital todas las semanas, acabas la jornada con mucha satisfacción por lo bien que nos lo pasamos tanto los pacientes como nosotros.

¿Cómo relacionas el ser universitarios con este tipo de acciones solidarias?

El universitario por regla general es una persona joven, abierta de mente, dinámica, con ganas de ayudar, de conocer a gente, de pasarlo bien… y en esta actividad se combinan todas estos factores.

¿Qué necesidad de hoy día te gustaría solucionar si tuvieras una varita mágica?

El hambre y la curación de enfermedades que en países desarrollados no suponen ninguna urgencia médica, pero que en países subdesarrollados llegan incluso a matar a gente por la falta de medios… como por ejemplo el cólera.