£0.000

Testimonios Calcuta 2012: Isabel, Begoña, Andrea, Enrique y Paula

Home / Universitas / Testimonios Calcuta 2012: Isabel, Begoña, Andrea, Enrique y Paula

 

 

Isabel Hurtado

«Solo puedo empezar con una frase:  «La felicidad empieza con una sonrisa» de la Madre Teresa de Calcuta. No sabía muy bien qué me iba a encontrar aquí, pero ha sido mucho más de lo que me esperaba, éste ha sido mi primer voluntariado y desde muy pequeña soñaba con poder hacer uno, ayudar en lo que pudiera y de ahí que estudiara Enfermería. Aquí he podido hacer de enfermera y me ha encantado, he disfrutado y me ha llenado mucho poder curar;  solamente quería poder curar todo lo mejor que pudiera. A pesar de las adversidades como que me puse enferma y estuve ingresada en el hospital , también ha sido una experiencia más enriquecedora  verme débil y sin poder hacer nada aún queriéndolo; ha sido un parón para reflexionar y ver que con tan solo una sonrisa de esos niños de la calle, no hace falta mucho más… solo doy gracias por haber venido.”

 

Begoña Martí

«Un año después estamos otra vez en Calcuta. La primera sensación es la de volver a casa después de mucho tiempo. Calcuta cautiva y engancha.  Es mi cuarto año haciendo voluntariado y el segundo en Calcuta; es una experiencia única, enriquecedora cultural, social y espiritualmente que recomiendo a todos. Esta ciudad se ha hecho un hueco en mi corazón y me voy con pena,  pero tranquila porque sé que voy a volver muy pronto.
Es esencial aceptar que no se pueden imponer nuestros valores a la India, ni tratar de vivir en España como allí. Hay mil maneras de voluntariado y no hace falta irse tan lejos, pero estos contrastes te hacen valorar más la vida y te ayudan a darte cuenta de que para ser feliz, lo último que necesitas es lo material. Espero que no se me olvide nada de lo vivido y que pueda transmitir la alegría y el espíritu de sacrificio y trabajo con el que me vuelvo. Recordaros también que la sonrisa es clave para llegar a los corazones de las personas.»

 

Andrea Catalá

«Este año ha sido mi primer voluntariado y me ha parecido una experiencia espectacular. Los primeros días fueron muy duros y no sabía si lo soportaría, pero día a día te vas dando cuenta de tantas cosas y valoras lo mucho que tenemos en España, dejas de pensar en ti y en tu sufrimiento y te centras en ayudar a los demás, y es ahí cuando empiezas a vivir la experiencia y a disfrutarla.»

 

Enrique Buque

«Esta ha sido una de las mejores experiencias que he tenido en mi vida, jamás habría pensado en venir a un lugar así a ayudar a los demás. Han sido momentos muy duros, pero muchos más los inolvidables.»

 

Paula Guerra

«Ha sido la experiencia más dura que he tenido hasta el momento. Pero aun así, siempre te quedas con lo positivo, olvidándote de lo negativo. En dos palabras: experiencia inolvidable.»